Antes que comience el 2020: Dos cosas que debes saber de Economía y Finanzas / Por Leonardo Soto Economista

0
285
Imagen Archivo

Prensa Economista Leonardo Soto 25 de Nov 2019

En medio de la crisis económica más larga y cruel que ha vivido Venezuela, se ha creado un peculiar, a veces lo llamo “pintoresco”, escenario alrededor del aspecto financiero que me llama poderosamente la atención.

Muchos de los ciudadanos, para no decir la mayoría, sienten que no tienen las herramientas o las respuestas al predicamento económico, lo único que saben es que el dinero no alcanza, y la inflación hace crecer las cuentas por pagar, aunque se consuma menos mes a mes, es un predicamento irónico para un país que tuvo la clase social media más sólida de América Latina.

Aquí viene lo pintoresco: En medio de este mar de incertidumbre, se han acuñado, a través de redes sociales, una generación de “expertos”, “gurús” y predicadores de la filosofía de la “abundancia”, con discursos oportunos en medio de la crisis, evocando a la esperanza de las personas desesperadas. Además de mostrar a través de redes sociales, una continua promoción de lujos y “éxito” estrictamente basados en lo material, las selfies frente al espejo están a la orden del día.

Actualmente hay un movimiento en América Latina que invita a las personas a que tengan más y más dinero, sin saber siquiera por qué. El mensaje implícito parece ser: Con dinero serás “mejor” persona. Se activó una peligrosa carrera material, las personas tienen más cosas (en los países que es posible), pero se sienten frustradas porque siempre quieren más y no logran detenerse a disfrutar lo que han logrado. Se activó una AVARICIA 2.0. Todo esto bajo la premisa de: “Así piensan los millonarios…”

Entonces, las personas ya desesperadas por tener dinero, se desesperan aún más, ya que toman como ejemplo a estos personajes con el mensaje implícito de: Ser “rico y famoso” es fácil, inclusive en un país roto como Venezuela.

Mi recomendación de inicio es que, estos patrones de imitación social, que muestran en redes sociales una realidad de “éxito” basada en voracidad material y discriminación social ante la tenencia de recursos económicos, podrían no ser las mejores vías para enfrentar una crisis que, está demandando de nosotros más sentido común, cordura, humildad, empatía, solidaridad. Simplemente, más humanidad y menos apariencia.

Entonces toda esta historia de la “libertad financiera” tiene a muchos corriendo de un lado a otro, de un “experto” a otro, de una conferencia a otra, de una desilusión a otra, pues no hay verdades absolutas, sólo opiniones relativas, o mentiras totalitarias. Mi trabajo como Economista es que ustedes cuestionen todo, de forma constructiva; inclusive estas palabras que están leyendo en este artículo. Si logro eso, yo habré tenido éxito, y ustedes estarán un poco más cerca de alcanzar su éxito, el de ustedes, el que aspiran, sea cual sea; y no el “éxito” que un “gurú” les dice que deberían alcanzar porque: “ASÍ PIENSAN LOS MILLONARIOS…”

Pero bueno, estamos por finalizar el 2019, otro año de crisis (lejos de ser fatalista, es el contexto al que se enfrentan la mayoría de los venezolanos), con un leve espejismo en el último cuatrimestre de aparente mejora económica (lejos muy lejos de eso), debido a que hay más dólares en circulación en la Economía, dólares a los que sólo tienen acceso 32% de la población (estudio de INTEGRAL CONSULTORES GROUP), en un país de 28 millones o más habitantes.

Entonces hay dólares, el consumo mejora (recuerden que estamos en la época del año en que las personas gastan inclusive lo que no tienen), y en las redes sociales hay “gurús” que son ricos y famosos con el mínimo esfuerzo. ¿Qué estoy haciendo yo? Se preguntan mucho con una ansiedad casi frustrante. Y aquí es donde nacen terribles errores.

Te comentaré ante esto, dos cosas que deberías saber de Economía y Finanzas antes de que inicie el 2020. Y esto no te lo digo como experto o millonario, porque, aunque soy Economista de profesión, me considero siempre un aprendiz de la vida, y millonario tampoco soy. Para mi, la autenticidad cruda es mucho mejor que cualquier apariencia complaciente. Esto que te comento lo hago como una persona común que, así como tú, tiene un capital, está invirtiendo y está generando algunos resultados buenos con proyección a ser mejores.

Dos (2) cosas que debes saber:

  1. EN QUÉ INVERTIR

Coloqué esto en Instagram, y varias personas de inmediato preguntaron: “Dime en qué invierto”. Decidir y accionar la inversión está estrictamente relacionado con un Proyecto de Vida, no es algo que pueda simplemente decirse a través de un comentario en instagram. Pues, lo primero que debes saber es cuál es tu perfil como inversor, que te motivó, cuáles son tus habilidades para sostener la inversión, cuales otras debes buscar en aliados externos y cómo identificar una potencial estafa en medio de la crisis (que las hay, son muchas). Actualmente tenemos cientos de personas colocando su capital en negocios por imitación, no saben cómo ni por qué, pero están allí porque al amigo de un amigo le fue bien con eso.

Si no están imitando, están atrapados en esquemas piramidales disfrazados de servicios o fondos de inversión en mercados internacionales, es una apuesta peligrosa en medio del mar de incertidumbre que vive el país.

Entiende que no todas las inversiones aplican igual para todos. Y si lo único que te motiva es tener más dinero para simplemente pagar cuentas y gastar más, tal vez pasarás toda la vida con dinero escaso para gastos ilimitados.

Luego de conocer tu perfil inversor, hay que estudiar el mercado, hay actividades menos restables que otras, hay inversiones de corto, mediano y largo plazo, hay negocios físicos tradicionales (con mejoras mercadológicas), y los negocios web (de mis preferidos, por cierto), que desafían la forma tradicional de hacer las cosas y nos llevan a entender y aplicar Gestión del Conocimiento. Entender tu capacidad logística es clave, con que recursos cuentas. Seamos honestos, aspiras un negocio de 100 mil $ pero solo tienes capital de 10 mil $. Ir de menos a más no es vergonzoso, todo lo contrario, significaría que estás haciendo bien las cosas. Sería bueno dejar de comparar tu vida con la de las personas de redes sociales, tal vez el 70% de lo que ves allí, no es real.

El 40% de las decisiones de inversión en el país se hacen por imitación, y el 70% de ellas mueren antes de lograr los 3 años de operaciones. Datos de INTEGRAL CONSULTORES GROUP
  • EN QUÉ GASTAR

Sea antes, durante o después de la inversión, somos unas máquinas de gastar. Así nos formaron a la mayoría, por lo menos los de mi generación (y aclaro que no soy tan viejo). Existe una ansiedad poco convencional en el hecho de gastar, por posición social, por llenar vacíos emocionales o simplemente por placeres temporales y muchas veces efímeros. Ojo, el asunto de gastar no es malo en sí, el gran problema es el gasto que no tiene respaldo con utilidad neta mensual, pues el gasto mensual no debería superar el 40% de tu ingreso mensual. Es decir que si gastas al mes 5 mil $, tu ingreso mensual debería estar alrededor de 12.500 $

  • Pre inversión

Cada dólar que decidas no gastar antes de invertir, es una inversión preventiva, nutrirás tu capital inicial y ampliarás tus opciones, con esto no te estoy diciendo que vivas mal, pero unos ajustes oportunos hoy, podrían significar mayor utilidad financiera mañana. Si al gastar menos, te preocupa el “qué dirán”, posiblemente no estés apto emocionalmente para invertir.

  • Durante inversión

Espera cómo mínimo 4 meses antes de comenzar a sacar dinero del flujo de tu inversión, aunque haya utilidad financiera comprobada, deja que el proceso de capitalización haga su trabajo.

  • Post Inversión

Ya con los frutos en las manos, tu inteligencia emocional será más sólida, planificarás tus gastos (eso significa que te darás los gustos que quieras sin salirte del 40%, pues tu ingreso será mes a mes más alto para hacer que tu 40% de gastos sea más holgado, pero en tu mente siempre estará vivo el gusanillo de la inversión.

Estos dos elementos descritos, se escriben fácil, pero requieren de dedicación, disciplina y mucha paciencia. Me atrevo a recomendarlo porque lo estoy aplicando en mí. Y en proceso de crecer personal y profesionalmente, estoy desafiando todo mi potencial, como Economista, Empresario, como un ser humano que aspira, siente y cree.

Muchos éxitos para todos en este 2020

Leonardo Soto

Economista / Dr en Gerencia / Empresario

+58 4146083529

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here