7 Recomendaciones para Enfrentar de Forma Inteligente la Crisis Económica en Venezuela.

Decirles que hay crisis, no es necesario, todos la vivimos a diario. Hablarles de hiperinflación, ya no hay ceros suficientes que definan el precio de algunos bienes y servicios. El FMI estimó una inflación de 1.000.000% acumulada para el 2018, una cifra espeluznante ciertamente, pero el asunto es que: PODRÍA PONERSE AÚN MUCHO PEOR.

En el afán de resolver el día a día, al vivir en un país con una base social deteriorada y técnicamente ninguna libertad democrática real (partiendo del concepto de verdadera democracia, el mundialmente aceptado). Parece que se nos va la vida tapando pequeños huecos para que, irremediablemente, otros se abran. Así parece que vivimos todos los días, muchos esperando un cambio que, ante las actuales circunstancias, podría no venir, por lo menos no tan rápido como muchos estiman.

Por esta razón debemos prepararnos psicológica, emocional y moralmente, de manera de no quebrarnos ante las vicisitudes recurrentes que nublan nuestra capacidad de ver y/o construir oportunidades sólidas que permitan enfrentar la crisis para superarla y no simplemente sobrevivir a ella. Así que les propongo algunas recomendaciones que, desde mi humilde opinión, son cruciales para avanzar y no quedarnos estancados en el fango de la desesperación:

  1. Usa bien los Bolívares, aún los electrónicos podrían comenzar a escasear: Parece una broma irónica, pero no lo es, tal vez te diste cuenta que ahora parece que nadie tiene suficientes Bs en sus cuentas, esto se debe a un factor determinante: La hiperinflación, el dinero pierde valor tan rápido que los Bs no pasan mucho tiempo en las cuentas, circulan extraordinariamente rápido entre cuentas nacionales, y ubicar una cantidad importante para una gran transacción se ha vuelto tarea difícil. Cuando tengas Bs, compra lo esencial, lo que sabes que debes tener en casa para tu manutención regular, tal vez mañana te sea difícil conseguir el dinero, bien sea porque mañana será mucho más caro, o porque corres el riesgo de que, ante una transferencia grande, los bancos bloqueen los fondos “por revisión”. Si esto no es un “corralito financiero”, pues yo diría que se parece mucho.
  2. Cambia a moneda dura: Acá no hay mucho que decir, es un hecho simple, si la moneda local pierde valor, hay que proteger el patrimonio en otro activo que permita mayor confianza: divisas internacionales, oro, diamantes, títulos valores/acciones bursátiles, activos fijos tangibles: tecnología, equipos, mobiliarios (yo recomiendo los comerciales) y, aunque muy criticadas todavía y aún en proceso de evolución , las criptomonedas representan una opción para algunos, hay que entender ese mercado para poder jugar bien en ese terreno. Si no le interesa ninguna de esas opciones, aplique la lógica de algunos amigos taxistas: Compran repuestos, hacen stock, garantizar el funcionamiento de su activo medio de trabajo (el vehículo) y logran excedente de inventario para vender a otros. Eso es una decisión inteligente.
  3. Invierta de forma inteligente, evite cualquier oferta de dinero fácil que lleva a esquemas piramidales o Ponzi: Tener el dinero simplemente acumulado en moneda dura, no es suficiente, debe moverlo para que se reproduzca, busque opciones de inversión lícitas, que sean afines con sus gustos e intereses, pero que obviamente respondan a resolver alguna necesidad en el mercado. Por favor, NO vaya tras esquemas de “dinero fácil”, eso lejos de ayudar, empeora su crisis y la del país, olvídese de las “flores mágicas”, las inversiones deben pensarse de forma sustentable, si usted está programado para buscar dinero fácil y se suma a cuanta “oportunidad” turbia aparece por allí, usted está destinado al fracaso, disculpe si soy duro, pero es así.
  1. Fórmese y Capacítese: Aprenda cosas que seas prácticas y útiles, si no le sirven acá, podrían servirle en otro país (de tener eso como opción). No inicie formaciones sólo por obtener un título, ya gran parte del mundo no le da tanta importancia a ello. Los títulos académicos son como el dinero, simplemente son un papel, lo que realmente importa es lo que las personas hacen con ellos, en este caso, con los conocimientos que se supone adquirirá en la formación.
  1. Si está recibiendo remesas, deje de vivir como “rico” a costilla del trabajo de su familiar: Usar ese dinero de forma apropiada es garantía para crear bases que permitan enfrentar la crisis adecuadamente. Para ello lea de nuevo los puntos 3 y 4. Cada $ bien usado en Venezuela hoy, puede ser una importante ventaja competitiva mañana que asegure la calidad de vida de usted y los suyos, no los derroche en banalidades, eso hoy es casi un crimen familiar.
  1. Por favor no difunda información sin antes confirmar su autenticidad y veracidad: ¿Esto afecta mis decisiones Económicas? Sí, lo hace, y mucho. Estamos viviendo una agresiva Economía Especulativa ¿Qué significa ese término? Como no hay reglas ni nadie sabe lo que va a pasar, cada quien pone sus propios términos y reglas, prevalece la ley primitiva de “El Más Fuerte”. Si mañana usted recibe y difunde una cadena que dice que van a fiscalizar a todas las ventas de repuestos para bajar sus precios, ¿Qué cree que va a pasar cuando usted necesite un repuesto? El mercado estará en alerta, así que el producto será escaso o mucho más caro por el miedo de los comerciantes ante la posibilidad de no poder reponer su inventario.
  1. Sea solidario: Yo insisto en que la crisis de nuestro país es primero social, se filtró a lo político y finalmente llegó a lo económico. Las sociedades sólo pueden salir de las crisis tendiéndose la mano unos con otros, dejando las creencias tóxicas de: “Yo estoy primero que todos”, “primero yo, los demás no me importan”. Si hoy diste la espalda a alguien que necesitaba, mañana te darán la espalda a ti, eso se convertirá en una práctica cultural social, y así es como llegan al poder políticos que luego le dan la espalda al ciudadano. Dejemos de cometer los mismos errores.

Aún no hemos visto la peor cara de la crisis, es alarmante que lo diga, pero es así. Debemos estar preparados para ello, por eso seamos promotores de pequeños cambios que, al sumarlos sean cambios masivos. La posibilidad de un mejor país, comienza construyendo mejores ciudadanos, debemos iniciar hoy, o estaremos condenados a las penurias y el atraso.

Leonardo Soto.

@LeonardoJSotoG

+ 58 414 6083529

Lsoto@EconLeonardoSoto.com

2018-09-28T20:30:46+00:00

Sobre mi trabajo

Por lo general todos queremos tener una vida próspera, pero muchos no saben como lograrlo. En algunos países te dicen: “Estudia para que seas alguien en la vida…” En otros países te dicen: “Sólo los empresarios logran ser felices…” Pero ¿Realmente es así?

Galería

Últimas publicaciones